jueves, 25 de diciembre de 2014

FRANKENSTEIN-04155

Entre otras cosas malas, el 2013 me regaló que cuatro personas de mi familia (dos adultos y dos niñas) fuesen en el tren Alvia que descarriló en Angrois.


Después de mucha batalla, están en proceso de mejoría, pero las huellas del accidente no se van a quitar fácilmente. No sólo las personales, sino también las de responsbilidades, que hay muchas y muy elevadas. El viejo sistema de culpar al más débil no le aceptamos.

Por ese motivo llamo a colaborar en este documental que pretendemos realizar, en el que queremos que salgan a la luz documentos y testimonios inéditos, que se han querido callar desde diversas instancias y partidos políticos.

Por el respeto a las 81 víctimas mortales, a los más de 140 heridos y por todos nosotros, para que esto no vuelva a suceder, por favor, colaborad entrando en este enlace Verkami y aportando la cantidad que consideréis oportuna. Si por cualquier razón ahora no es buen momento, entonces ayúdanos a difundir el proyecto:

Muchas gracias.
Publicar un comentario