viernes, 4 de septiembre de 2015

Los zapatitos de Aylan

Empecé a leer cosas de la foto antes de verla.

Cuando la vi me quedé helada, como el cuerpito que aparece en ella. El HORROR en estado puro. 

Además de las obvias, una de las mayores injusticias que se está cometiendo es el desprecio por la gente de Siria, Palestina, Iraq y toda la zona de conflicto. Son gentes cultas, cuyas tradiciones y saberes han nutrido esta Europa desde hace milenios.

¿Cuándo se van a dar cuenta que seguir votando al neoliberalismo y los partidos que le sustentan sólo nos va a traer más cuerpos como el de Aylan por todo el mundo? ¿Quién ha empezado a generar problemas en el territorio en cuestión? ¿Cómo es posible que estemos ahora lamentando la muerte de Aylan si 10.000.000 de españoles siguen votado al partido que apoyó la intervención en Iraq?

¿Por qué hay gente que defiende una ideología que sólo se preocupa de una exigua parte de la población -la excepcionalmente rica- y asume sus presupuestos a pesar de sufrir las consecuencias de tales ideologías?

¿Hasta dónde ha llegado a influir el modelo de consumo en nuestros pensamientos que asumimos los presupuestos de la élite económica como propios? ¿Cómo puede haber desgraciados que piensen que Aylan murió por la codicia de sus padres?

¿Por qué somos aliados de países que fomentan las guerras en territorios ajenos y además, no acogen a nadie de los damnificados?

Por favor, reflexionemos un poco.


Aylan, con pijama blanco y su hermano Ghalib, también ahogado por la indecencia de los líderes mundiales, elegidos por quienes aún se tragan las mentiras de los mercados.

Obsérvese que aparecen todos los citados, electos e impuestos.
TODOS RESPONSABLES


Publicar un comentario